Problemas bucales relacionados con la diabetes mellitus

Según la Sociedad Europea de la Diabetes, el 13,8% de los españoles mayores de 18 años padece de diabetes tipo 2.

la-diabetes-y-los-problemas-bucales-barcelona-clinica-pfaff

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad crónica e irreversible del metabolismo en la que se produce un exceso de glucosa o azúcar en la sangre y en la orina; es debida a una disminución de la secreción de la hormona insulina o a una deficiencia de su acción.

Estos trastornos del metabolismo ocasionan que los pacientes diabéticos presenten mayor riesgo de contraer infecciones en general.

Problemas bucales relacionados con la diabetes

Periodontitis:

Los pacientes diabéticos tienen el doble de probabilidad de desarrollar enfermedades periodontales que los no diabéticos. Esto se debe a que ellos son más susceptibles a las infecciones bacterianas y tienen poca capacidad de combatir las bacterias que se se alojan en las encías y el hueso que originan la periodontitis.

Los altos niveles de glucosa favorecen la acción y proliferación de las bacterias causantes de la enfermedad periodontal.

Xerostomía:

También conocida como sequedad bucal. Las personas diabéticas no generan la cantidad de saliva necesaria para mantener húmedos e hidratados los tejidos blandos de la cavidad bucal. Esto se debe a que se produce una atrofia de las glándulas salivales. Esto ocasiona irritación y ardor en los tejidos, mal sabor y olor en la boca.

Caries dental:

Los pacientes diabéticos son más propensos a desarrollar caries dental, esto guarda una estrecha relación con la xerostomía, ya que el flujo constante de saliva ayuda a eliminar las bacterias y restos alimenticios de las superficies dentales. Un elevado nivel de glucosa en la saliva favorece la aparición de la caries dental, principalmente en zonas como los cuellos dentales.

Lesiones bucales:

La diabetes puede promover la formación de lesiones en los tejidos blandos de la boca, como aftas y úlceras, principalmente en el tejido interno de los labios y mejillas.

Infecciones por hongos:

Esto se produce por alteraciones en la flora de la cavidad bucal con mayor predominio de Candida Albicans, los cuales son microorganismos oportunistas presentes normalmente en la cavidad bucal que aprovechan enfermedades como la Diabetes para originar infecciones como la Candidiasis bucal.

Recomendaciones

  • Los problemas bucales mencionados anteriormente, están más relacionados con pacientes diabéticos no controlados. Cuando  los niveles de azúcar en sangre son los indicados, los riesgos de desarrollar enfermedades periodontales disminuye.
  • Los pacientes diabéticos deben acudir al odontólogo cada 6 meses, para realizar evaluación de los tejidos periodontales y detener procesos inflamatorios e infecciosos que puedan ocasionar graves daños a los dientes y a los tejidos que lo soportan.
  • La clave para el mantenimiento de los tejidos periodontales en pacientes diabéticos, es una correcta higiene bucal. Cepillarse después de cada comida, usar el hilo dental, cepillo interdental y enjuagues bucales. La prevención es la mejor garantía para su salud bucal.

Que la diabetes no te quite tu sonrisa, acude periódicamente al odontólogo y práctica buenos hábitos de higiene bucal en casa.

Pide ahora tu cita e infórmate

Solicita información o una primera visita informativa sin coste para que podamos valorar tu caso y dar respuestas a todas tus dudas.

    He leído y acepto la Política de Privacidad
    Doy mi consentimiento a CLÍNICA PFAFF para el envío de novedades y promociones de sus tratamientos.